jueves, 30 de diciembre de 2010

Historia sobre la esperanza...

Hacía rato que José se paseaba de un lado al otro de la casa sin dejar de mirar el reloj. Eran las 12h de la noche, su hija aún no había regresado y su angustia aumentaba por momentos. Cuando de repente se abrió la puerta y allí estaba ella con sus ojos anegados en lágrimas. José la miró y adelantándose hacia ella, la apretó fuertemente y amorosamente contra su pecho, sin decirle nada, las preguntas vendrían después, el sabía que cualquier cosa que pudiera decir en aquel momento podría ser contraproducente…

Pero no hizo falta, la joven empezó a hablar con su padre, quejándose entre sollozo y sollozo acerca de su vida y de los obstáculos que incomprensiblemente le surgían al paso y de lo difícil que era para ella alcanzar las metas que se fijaba, por más que se había preparado, finalmente habían desechado su solicitud para aquel puesto de trabajo… José solo la escuchaba atentamente y la dejaba hablar reteniendo en su memoria todo cuanto ella decía, para ayudarla en el momento oportuno, que, el sabía que no era aquel; volcando en ella, eso sí, toda su ternura, porque el sabía de la importancia que supone el poder desahogar el corazón de todo cuanto le oprime para poder empezar a buscar soluciones…

Al fin ya eran cerca de la 1 de la madrugada cuando se retiraron cada uno a su dormitorio. Pero pasaban las horas y José seguía sin poder conciliar el sueño, porque en su pensamiento se repetía una y otra vez una de las frases que había dicho su hija: “Ya no sé que hacer papá, en ocasiones me siento que voy a desfallecer, me siento con deseos de renunciar a todo, a veces incluso hasta a la propia vida. Me siento cansada de luchar. Cuando un problema se resuelve, otro nuevo surge.”. Hasta que al final vio cómo podía ayudar a su hija, pero de una manera práctica, y la solución se la ofrecía su mismo trabajo.

No se si os he dicho, que José tenía un pequeño Restaurante en el cual hacia de cocinero. Así es que mientras desayunaban le dijo a su hija: "Hoy me acompañarás y me ayudarás en la cocina".

Al llegar al Restaurante ambos se pusieron dos delantales y el padre llenó tres cazuelas pequeñas con agua y las puso a calentar al fuego, mientras le decía a su hija que no se moviese de su lado y estuviese atenta. Cuando el agua comenzó a hervir, el hombre colocó dentro de la primera zanahorias, dentro de la segunda, huevos y, dentro de la tercera, granos de café. Los ingredientes quedaron así cocinándose por varios minutos, mientras que la impaciente hija se preguntaba cual era el significado de todo aquello…

Al cabo de veinte minutos el padre apagó los hornillos. Sacó una zanahoria de la cazuela y la colocó en un bol e hizo lo mismo con un huevo y finalmente, tomó una tacita y la llenó de café. Y, dirigiéndose a su hija, le preguntó:
- ¿Hija, que ves?.
- Veo una zanahoria, un huevo y café. - le respondió ella, asombradísima ante aquella pregunta.

Entonces José le pidió a su hija que alargara la mano y tocara la zanahoria. Al hacerlo notó que la zanahoria estaba blanda y suave. A continuación le pidió que tomara el huevo y lo rompiera. Al quitarle la cáscara al huevo encontró que el interior del mismo se había endurecido. Y por último le pidió que probara el café. Y ella así lo hizo, deleitándose de su exquisito sabor y en su rico aroma.

Entonces la hija volviéndose hacia su padre le preguntó:
- ¿Qué me quieres decir con todo esto, papá?
- Verás hija: cada uno de estos ingredientes se ha enfrentado a la misma adversidad, al agua caliente; sin embargo cada uno de ellos ha reaccionado de manera distinta. La zanahoria ha ido al agua dura y fuerte, pero después de unos minutos se ha puesto blanda y débil. El huevo ha ido al agua con fragilidad, su interior líquido estaba protegido por una débil cáscara; pero después de haber experimentado el agua caliente, su interior se ha endurecido. Sin embargo los granos de café han sido distintos, después de estar en el agua caliente, los granos han transformado el agua en café”.
Dime: “¿Cuál de ellos eres tú hija mía?”… ¿Eres la zanahoria que por fuera aparenta dureza y fortaleza pero que con el fuego de la prueba se ablanda y pierde su fortaleza de carácter?, ¿O tal vez eres el huevo que al comienzo es suave en su interior, pero el fuego de una fracaso, de una separación, una enfermedad, una muerte, lo endurece? ¿Por fuera pareces el mismo, pero por dentro te has endurecido y ahora tienes un corazón amargado? ¿O eres como los granos de café?.
No se si sabes, que para que el grano de café suelte todo su sabor, el agua tiene que calentarse a 212 grados Fahrenheit; o sea que mientras más caliente, más sabor le da al agua, hasta transformarla en café, en un delicioso y aromático café.

Si tú eres como el grano de café y en esos momentos dejas que Jesús entre a formar parte de tu prueba, de tu sufrimiento, de tu adversidad, si te confías a Él, y te abandonas en su Amor, el amor de Jesús te transformará en Él y tu sufrimiento se acabará transformando en una ofrenda agradable al Padre, y acabarás haciendo de esa prueba, de esa adversidad, una alabanza, un himno de acción de gracias al Señor, pues todo cuanto Él permite que nos suceda es para nuestro bien y desprenderás allí donde estés ese delicioso "aroma" de Jesús”.

¿Cual eres tú cuando la adversidad, cuando la prueba golpea a tu puerta?, ¿cómo respondes? ¿como las zanahorias, como los huevos, o como el café?

EXITOS PARA TODOS EN EL 2011

miércoles, 22 de diciembre de 2010

El valor de la Honestidad

“Conducta recta que lleva a observar las normas y compromisos con un cumplimiento exigentes por parte de sí mismo, teniendo en cuenta principios y valores éticos.”

El valor de la honestidad es la prueba de fuego por la que puede pasar una persona. Tal vez no salte a la vista, pero requiere de de una integridad en varios aspectos, por ejemplo el moral, que exista coherencia, que la persona sea recta, leal, que no ceda a la corrupción, etc.

En la actualidad la sociedad y las empresas exigen resultados ¡como sea! y en aras de alcanzarlos en el menor tiempo posible se quita del camino aquello que pueda ser “un estorbo”, y el principal de ellos es la honestidad.

Los tiempos han cambiado y con ello la apreciación de los valores, por ejemplo: antes se podía suponer (sin temor a equivocarnos) que la gente obraba correctamente y que dar la palabra era una garantía 100% más confiable que un contrato escrito, ahora hay que anunciarse como una persona honesta y aún así quedan dudas de la veracidad de esa afirmación, sobre todo en cargos públicos o de poder.

La honestidad va de la mano con la justicia y hace que en lo más profundo de la persona se encuentre arraigado esa convicción de saber que es lo que esta bien y que es lo que esta mal, de manera que se pueda decir “obra de tal manera que tus actos se conviertan en regla para los demás”

Este valor no permite medias tintas, no se puede ser “casi” honesto, simplemente se es o no se es. Si en realidad de vive en la honestidad, se vivirá de acuerdo a como se piensa y no se pensará de acuerdo a como se vive. Lo que somos cada uno de nosotros se verá reflejado en la manera en que nos comportamos porque reflejamos en nuestra existencia lo que llevamos adentro.

El valor de la honestidad lleva inevitablemente a no ceder, a no negociar sobre los principios, a ser directos frente a las faltas éticas de los demás, a reclamar la vivencia de lo que es bueno y provoca, sin querer, una atracción como consecuencia de la credibilidad que se genera.

Para alcanzar esto y más se necesita un ancla, un punto de apoyo y eso solo se encuentra en una buena formación de conciencia y de valores. Si no somos educados sólidamente en esto, no lograremos el cambio que tanto reclamamos a la sociedad, porque para que ello ocurra ese primer paso debe ser el propio.

Muchos claman a nuestros mandatarios por este valor pero les aseguro que si ven la oportunidad de "sacar su parte", sin importarles quien salga perjudicado, no dudarán en pasar por encima o hacer lo que sea para lograrlo porque simplemente no son capaces de dar lo que reclaman.

Una persona honesta es como un diamante, soporta todo, aguanta y contradice a sus adversarios con sus palabras o actos pero no da su brazo a torcer... los que no lo son parecerán cristales burdos e impuros que no dan garantía de nada y nunca adornarán algo que valga la pena.

Para finalizar les dejo un aparte de "El libro de los Valores" para reflexionar:
“Por eso la persona honesta no sólo es, sino que lo parece, porque los demás lo pueden comprobar muy fácilmente. Además la persona honesta no se limita tan solo a lo mandado por las normas legales. “Aquello que las leyes no prohíben, puede prohibirlo la conciencia honesta” Séneca” (Jorge Yarce)

La imagen de arriba representa para mí a esa persona que quiere sentirse completa, plena, una que sabe que puede ser columna para otros pero que a pesar de todo sabe que le falta algo... una pieza que le puede dar esa armonía o plenitud que tanto necesita.

Algo así ocurre con la honestidad, es esa pequeña ficha que hace falta pero no por ello es menos importante. ¿No creen que esa pequeña pieza en el suelo es la única que puede hacer al hombre perfecto? Yo si.
EXITOS PARA TODOS

miércoles, 15 de diciembre de 2010

La legalización de la droga

Las drogas son aquellas “sustancias denominadas psicotrópicas, o psicoactivas; sustancias naturales o sintéticas, que actúan en el sistema nervioso central, modificando la percepción y el comportamiento del sujeto que la ingiere. Específicamente son denominadas drogas las sustancias psicotrópicas que, por los efectos agradables que producen, también cuando es debido a que no se han probado antes, atraen al sujeto a asumirlas de forma repetitiva, primero, de modo libremente querido, después coaccionado en el sentido en que el sujeto no consigue dejarla, en el este sentido, depende de la sustancia en cuestión” (Lino Ciccone)

Ahora bien, cuando el cuerpo se acostumbra a esos efectos placenteros, la necesidad de requerir nuevamente esa sustancia es tan fuerte que doblega la razón y las persona terminan siendo esclavos de sus impulsos físicos que son capaces de lanzar por tierra aquello que nos hace ser quien somos, dignidad, amor propio, principios, etc.

Las consecuencias de este problema repercuten inmediatamente en la familia y por tanto en la sociedad. Poco a poco los usuarios de la droga se van degenerando y no faltan aquellos que quieren lucrarse de ese impulso irresistible, de esta enfermedad, o lo que es peor, de la podredumbre de un ser caído en desgracia que no es dueño de sí.

Los daños que traen el consumo de las drogas se pueden resumir en físicos, psíquicos, familiares y sociales. Les presento un pequeño recuento de las siguientes:

Morfina: es una depresora del sistema nervioso central, provoca fases de bienestar, optimismo y finalmente dependencia total.

Heroína: producida en laboratorio, extraída de la morfina. Es un sedante fuerte, hace desaparecer cualquier percepción de dolor.

Metadona: Producto sintético con efectos semejantes a la heroína.

Cocaína: estimula el sistema nervioso central provocando fases de bienestar, exaltación de funciones psíquicas, temblores y alteraciones psíquicas al final.

Crack: se usa con la cocaína y se aspira con una pipa de cristal calentada, sus efectos son rápidos, es absorbida por el cerebro.

Éxtasis: droga sintética, provoca aumento de actividad, quita la sensación de cansancio en actividades físicas, causa euforia, alucinaciones y despreocupación.

LSD: tiene un fuerte poder alucinógeno.

La cultura que se ha generado sobre la propagación y aceptación del uso de drogas ha tenido ya efectos psiquiátricos, el Dr. Giovanni Battista no pudo haberlo resumido de una mejor forma:

“Estamos registrando una baja progresiva y dramática de la edad media de los pacientes psiquiátricos. Hace algunos años teníamos las plantas llenas de ancianos. Hoy se multiplican los ingresados en la franja entre los 18 y los 35 años, con síntomas psicóticos graves. Fenómeno que se halla en el haber del abuso de sustancias estupefacientes difundido entre los chavales: éxtasis y marihuana”… “esta droga actúa sobre las estructuras del cerebro que son afectadas por la cocaína y la morfina, y constituye un paso, un escalón tanto para la asunción de drogas “duras” como activados de patologías psiquiátricas de tipo paranoico o crisis de personalización. En lo que se refiere a la utilización frecuente de estas drogas, el consumidor habitual puede caer en lo que los estudiosos americanos definen como “avolitional”, literalmente “sin voluntad”. Se trata de una situación en la que se encuentra gravemente comprometidas la voluntad y la afectividad, un aplanamiento absoluto de la persona”

Entre los efectos de la droga a nivel personal encontramos los siguientes:

- Distorsiona la percepción de la realidad externa y propia. Igual ocurre con los límites y capacidades.

- Las decisiones que se toman se desarrollarán en su mundo irreal pero se manifiestan 100% en el real.

- Se pierde el control de los propios impulsos.

- Suprime totalmente la escala de valores. Se deja en un tercer plano las exigencias de vida, afectos y compromisos a todo nivel.

Entre los factores que ayudan a la propagación de la droga se pueden encontrar las corrientes hedonista y consumista que se presenta en los países industrializados, con ellos se satisface la “necesidad” de un placer fácil y rápido. Es una manera de evadir o rechazar el dolor, el sufrimiento y la fatiga en medio de una sociedad que ya no le da importancia a la persona sino solamente a lo que ella le puede producir.

Contrario a lo que pueda parecer, lo que se promueve veladamente en nuestros días no es una cultura de “ser independiente” sino de absoluta dependencia. Los medio de comunicación ofrecen un mundo ideal en el que se consume cigarrillos, drogas, píldoras, tecnologías, etc., todo ello para lograr un bienestar barato, es decir, nos están amaestrando.

Como pueden ver, el problema de las drogas tiene unas dimensiones considerables, y si a eso le aumentamos la comercialización clandestina de estas substancias, el asunto adquiere más complejidad.

No veo admisible la legalización de la droga, sea natural o sintética, eso es como compararlo con un homicidio “pequeño” o “grande”. Legalizarla es una “solución” mediocre al fracaso o inoperancia de las herramientas y políticas de estado que se usan para detener el tráfico de estupefacientes.

Legalizarla es una puerta para el uso de otras drogas más fuertes; es dejar en la impunidad y desvalorar la vida de las víctimas y de quienes luchan contra este flagelo; legalizarla es aumentar su consumo indiscriminado porque simplemente hay gente de poco criterio que esta convencida que todo lo que consagra la ley es bueno, aun cuando eso este en contra de una buena formación de conciencia y de una sana y recta escala de valores (por ejemplo el aborto, es y siempre será un homicidio).

Les recuerdo que “no todo lo legal es justo y no todo lo justo es legal”

“Drogarse, equivale a un suicidio psíquico y obedece a una cultura de la muerte; en último análisis, drogarse es un acto contra la vida.”

jueves, 9 de diciembre de 2010

Admitamos nuestras faltas

Muchas veces nuestras propias faltas, las cuales tardamos en reconocer y admitir, parecen muy grandes cuando las vemos en los demás. Debemos mirarnos en el espejo mas a menudo, observar bien para detectarlas, y tener el valor moral de corregirlas; es mas fácil negarlas que reconocerlas. Por eso es necesario hacer a un lado el orgullo pues solo con humildad podremos ver nuestros defectos y corregirlos.

Muchas veces disfrazamos con “el velo de la tolerancia” un odio oculto que esta dispuesto a tergiversar lo que dice otra persona, a hacerla mal ambiente y regodearnos de nuestra “sabiduría” que a la hora de la verdad es una palpable ignorancia.

Considero que quien acude a insultos o comentarios de mal gusto es que verdaderamente no tiene razones de peso, solamente se basa es su viseralidad. A estos les cuesta reconocer que cometieron un error… a ellos les recuerdo que la humildad es solo para gente grande.

Les comparto una historia para reflexionar:

Un hombre que tenia un grave problema de miopía se consideraba un experto en evaluación de arte. Un día visito un museo con algunos amigos. Se le olvidaron los lentes en su casa y no podía ver los cuadros con claridad, pero eso no lo detuvo de ventilar sus fuertes opiniones.

Tan pronto entraron a la galería, comenzó a criticar las diferentes pinturas. Al detenerse ante lo que pensaba era un retrato de cuerpo entero, empezó a criticarlo. Con aire de superioridad dijo: " El marco es completamente inadecuado para el cuadro. El hombre esta vestido en una forma muy ordinaria y andrajosa. En realidad, el artista cometió un error imperdonable al seleccionar un sujeto tan vulgar y sucio para su retrato. Es una falta de respeto".

El hombre siguió su parloteo sin parar hasta que su esposa logro llegar hasta el entre la multitud y lo aparto discretamente para decirle en voz baja:
"Querido, estas mirando un espejo".

"El que encubre sus faltas no prosperara, mas el que las admite y se aparta alcanzara misericordia" (Proverbios 28:13).

EXITOS PARA TODOS

jueves, 2 de diciembre de 2010

La Historia de Gianna Jenssen

Entre los significados de la palabra Aborto, la RAE nos trae los siguientes:
  • Desarrollarse parcialmente sin que llegue a ser funcional.
  • Dicho de una enfermedad: Acabar, desaparecer cuando empieza o antes del término natural o común.
  • Producir o echar de sí algo sumamente imperfecto, extraordinario, monstruoso o abominable.

Esas son palabras duras pero considero el aborto es una acción de odio y envidia pura. Hay gente que se excusa en sus miedos, que no están preparados parea ser padres, que el mundo es malo y no vale la pena traer a alguien a sufrir, pero eso no fue impedimento en el momento en que decidieron tener relaciones sexuales.

Esta clase de personas no me caben en la cabeza, no entiendo como se les ocurre hacer responsable de las consecuencias de sus actos a un bebe en el que descargan lo peor de ellos cuando en realidad esa criatura es lo mejor que pueden tener en una vida (tal vez no lo quieran en la de ellos pero hay gente que esta dispuesta a adoptar y ser mucho mejores padres que sus biológicos).

Hoy les comparto la historia de Gianna Jenssen, en el momento de su concepción sus padres tenían 17 años de edad y su madre acudió a una “clínica” en donde practicaban abortos.

Para el momento en que la examinaron, tenía un poco más de siete meses de gestación y se le inyectó solución salina para que 24 horas después diera a luz a una criatura muerta, con piel y vías respiratorias quemadas… ¡Pero en este caso es impresionante ver cómo la vida se impone al mezquino capricho humano!

Lo que ocurrió ninguno de ustedes lo podrán creer. Les presento este rico y cuestionador testimonio de esa criatura que nació un 6 de abril de 1977, sobreviviente no solo de la solución salina sino de un acto tremendamente violento en contra de su vida, un acto que no contó con el apasionamiento de esas mujeres que se hacen llamar feministas y declaran voz en cuello “los derechos reproductivos” que no son otros que aquellos de asesinar sin consideración.

No entiendo como las personas que realizan esas prácticas pueden vivir con una “conciencia limpia” y le quitan el don de una vida a aquellos que no han tenido la oportunidad de realizarla a plenitud.

¿No se les habrá ocurrido que ellos pudieron ser abortados? ¿no serán ellos seres humanos a medias? ¿no serán ellos los imperfectos, monstruosos y abominables?

No tengo mucho que agregar pero les pido el favor que presten atención a cada una de las palabras del siguiente vídeo.



jueves, 25 de noviembre de 2010

La Vasija Agrietada

¿Cuantas fallas de muchas personas son consideradas cualidades para otras? ¿Por que somos tan fuertes con la crítica? ¿Podemos aprovechar mejor las capacidades de aquellos que están a nuestro alrededor?

Nadie es perfecto, pero en medio de nuestra imperfección pareciera que la vida misma (Dios) cuenta con ello para hacer cosas maravillosas. Les comparto una pequeña historia.

Un cargador de agua tenía dos grandes vasijas que pendían de los extremos de un palo que llevaba sobre sus hombros. Una de las vasijas era perfecta y conservaba el agua completa hasta el final del largo camino, desde el arroyo hasta la casa del patrón.


La otra vasija tenía una grieta por donde se iba derramando el agua a lo largo del camino. Cuando llegaba, sólo podía entregar la mitad de su capacidad. Durante dos años se repitió día a día esta situación.

La vasija perfecta se sentía orgullosa de si misma, mientras que la vasija agrietada vivía avergonzada de su propia imperfección y se sentía miserable por no poder cumplir a cabalidad la misión para la que había sido creada.

Un día, decidió exponerle su dolor y su pena al aguador, y le dijo:
- Estoy muy avergonzada de mi misma y quiero ofrecerte disculpas.
- ¿Por que? - le preguntó el aguador-.
- Tú sabes bien por que -responde la vasija-. Debido a mis grietas, sólo puedes entregar la mitad del agua y por ello sólo recibes la mitad del dinero que deberías recibir.

El aguador sonrió mansamente y le dijo a la vasija agrietada:
-Cuando mañana vayamos una vez mas a la casa del patrón quiero que observes las flores es que crecen a lo largo del camino.

Así lo hizo y, en efecto, vio que las orillas del camino estaban adornadas de bellísimas flores. Aunque esta visión no le borró la congoja que le crecía en su alma de vasija por no poder realizar su misión a plenitud, al volver a la casa recibió esta respuesta del aguador:

- ¿Te diste cuenta de que las flores sólo crecen a un lado del camino? Siempre supe de tus grietas y quise aprovecharlas. Sembré flores por donde tú ibas a pasar y todos los días, sin tener que esforzarme para ello, tú las has ido regando. Durante estos dos años, he podido recoger esas flores para adornar la casa de mi patrón. Si tú no fueras como eres, él no habría podido disfrutar la belleza de esas flores.

EXITOS PARA TODOS

miércoles, 17 de noviembre de 2010

Sobre el “Matrimonio” Gay (1 parte)

¡Tema polémico! Sinceramente siento que en aras de proclamar el “derecho a la igualdad” los homosexuales creen que logrando la expedición de una ley pueden obligarnos a aceptar algo que no puede igualarse a la institución del matrimonio.

Quiero que esto no se interprete como un acto de intolerancia de mi parte sino que simplemente se vea que cada cosa tiene un nombre y cada palabra un significado preciso que de buenas a primeras no puede ser trucado por capricho de una tendencia.

Empecemos por conocer el significado de las siguientes palabras, según la RAE:

Intolerancia. 1. f. Falta de tolerancia, especialmente religiosa.

Tolerar. (Del lat. tolerāre). 1. tr. Sufrir, llevar con paciencia. 2. tr. Permitir algo que no se tiene por lícito, sin aprobarlo expresamente. 3. tr. Resistir, soportar, especialmente un alimento, o una medicina. 4. tr. Respetar las ideas, creencias o prácticas de los demás cuando son diferentes o contrarias a las propias.

Matrimonio. (Del lat. matrimonĭum). 1. m. Unión de hombre y mujer concertada mediante determinados ritos o formalidades legales.

Así las cosas, ya se ve el mal uso de la palabra intolerancia pues esto no significa obligar a aceptar sino RESPETAR ideas contrarias en medio de nuestras diferencias.

Desde hace tiempo, las parejas homosexuales, junto con el apoyo de diferentes medios de comunicación, han pretendido calificar de "matrimonio" su convivencia con otra persona y exigen a los legisladores y gobernantes la expedición de una normatividad que propenda por la protección de sus derechos igualándolos al de un matrimonio.

Esto no puede entenderse de ninguna manera que dicha norma obligue a una sociedad a aceptar algo que no quiere. Les recuerdo que el derecho al libre desarrollo de la personalidad de homosexuales no puede chocar con el derecho del libre desarrollo de la personalidad de los heterosexuales y es ahí cuando entra el juego la tan invocada tolerancia…

Lo que consagra una ley no quiere decir que tenga el poder de cambiar la manera de pensar de alguien, pues ella esta al servicio de la sociedad y no la sociedad al servicio de una norma. Les doy un ejemplo: el aborto; valores como la vida están por encima de una norma legal que consagra su destrucción, “no todo lo justo es legal, no todo lo legal es justo”. Para hallar esta diferencia es necesaria la formación de una persona en cuanto a su conciencia y valores se refiere, pues en tiempos tan cambiantes como el clima se requiere de un punto de apoyo o referencia para permanecer firmes.

En otras palabras, si una ley aprueba el aborto, no quiere decir que yo este obligada a aceptarlo y cambiar mi escala de valores a capricho de legisladores desorientados de la noche a la mañana.

Volviendo al tema, la palabra matrimonio viene del latín “matrimonium”, y este a su vez de “Mater” que significa “madre”, y comparte la misma raíz de la palabra “maternidad”, y “monium” que significa función o cargo. Es decir que el mismo origen de la palabra esta íntimamente ligado a la unión concertada y a la procreación que solo se da entre un hombre y una mujer para lograr una relación estable entre ellos.

Es tal la importancia de este compromiso, que tanto religiones como gobiernos se encargan de proteger y promover sus efectos legales y sociales en medio de la comunidad, pues de dicha unión tan particular se deriva la base de la sociedad, una familia estable. Ese es el ideal de una persona, de un conglomerado y finalmente de un gobierno. En conclusión, además de lo ya anotado, la palabra matrimonio tiene alcances que nos llevan más allá de lo que imaginamos.

Existen personas que no creen en esta institución pero desean vivir juntos, se les llama entonces unión marital de hecho o unión libre pero no toman para sí la palabra matrimonio.

Otro ejemplo, una sociedad anónima (S.A.) no es lo mismo que una limitada (LTDA.) o que una comandita por acciones (C.A.), etc. Todas son sociedades pero entre una y otra hay diferencias conforme a la manera en que se ha formado o adquirido ese compromiso, algo así ocurre con las diferentes uniones que pueden existir entre los seres humanos a nivel social.

Por lo anterior, a pesar de que existen herramientas legales en mi país para uniones entre personas del mismo sexo, me opongo rotundamente a que usen para sí la palabra matrimonio. Hay algo que no se puede negar, y es que muchos de ellos ya están viviendo conjuntamente, pero es necesario crear un nuevo término que designe sus aspiraciones.

Una cosa es un pero y otra un olmo, ambos son árboles de frutos muy distintos y por más que queramos no se les puede designar con una sola palabra. Cada quien con lo suyo.

miércoles, 10 de noviembre de 2010

La Historia de Sandra Jiménez Loza

Tener una discapacidad es tener una condición distinta, es tener una forma de ser distinta, pero no significa tener una forma de vivir distinta”.

El corazón, por naturaleza, no puede quedarse pequeño, con el tiempo puede brillar a pesar de estar en un cuerpo que consideramos “incapacitado” o vivir en medio de circunstancias adversas. Entre más grande sea, más humano, más honesto y sabio.

Hoy les comparto la historia de Sandra Jiménez Loza. Nació el 6 de diciembre de 1986 en Ciudad de México cuando tan solo tenía 6 meses de gestación, sus pulmones no alcanzaron a madurar y presentó problemas en su correcta oxigenación lo que le causó parálisis cerebral que le afectó sus piernas y brazos.

A los 8 años entra a un taller infantil de periodismo, a pesar de que la edad requerida era de 10. Un año después de su ingreso UNICEF y el IFE (Instituto Nacional Federal) la selecciona para que participe en las primeras elecciones infantiles de su país… ellos no imaginaron las consecuencias de semejante decisión.

Empezaron las reuniones en la UNICEF para dar a conocer la convención de los Derechos de los Niños firmada por México en 1989, fue una de las voceras de elecciones ante los medios de comunicación de radio y prensa. Esta serie de actividades la obligó a investigar más profundamente sobre la situación de los niños, el maltrato y carencias que padecen. Desde el principio supo llamar la atención de los periodistas y consiente de la situación infantil a nivel mundial empezó a involucrarse con otras organizaciones que trabajan a favor de la infancia.

En el año de 1.999 UNICEF la invita a Ginebra con ocasión del 10º Aniversario de la Convención de los Derechos del Niño. Para ser alguien tan pequeña, su participación fue madura y llegó a los representantes de las naciones.

A los 16 años escribió un libro titulado “Si yo puedo, ¿tú por qué no?” en donde da a conocer sus experiencias como vocera de los Derechos de los Niños. A la fecha sigue siendo una activista a favor de la infancia en México.

En el 2001 recibió el premio SELIDER y en mayo de 2002 recibió el premio internacional “Fifth Concern of Human Life Award” en Taiwán.

Les dejo un vídeo de Sandra en el que podrán apreciar su madurez, su sabiduría de vida, su habilidad para transmitir ideas con claridad y convicción, en definitiva otro ejemplo para seguir.

“Mi lucha a favor de la infancia, de los derechos y la participación continúa. No podemos rendirnos mientras haya un niño o una niña, o una persona a la que no se le respeten sus derechos. Mientras haya alguien que me invite a participar yo voy a estar, porque ahí quiero estar.” Sandra Jiménez Loza

miércoles, 3 de noviembre de 2010

Leyenda sobre la felicidad

Cuenta la leyenda que un hombre oyó decir que la felicidad era un tesoro. A partir de aquel instante comenzó a buscarla. Primero se aventuró por el placer y por todo lo sensual, luego por el poder y la riqueza, después por la fama y la gloria, y así fue recorriendo el mundo del orgullo, del saber, de los viajes, del trabajo, del ocio y de todo cuanto estaba al alcance de su mano.

En un recodo del camino vio un letrero que decía: “Le quedan dos meses de vida”. Aquel hombre, cansado y desgastado por los sinsabores de la vida dijo: “Estos dos meses los dedicaré a compartir todo lo que tengo de experiencia, de saber y de vida con las personas que me rodean”.

Y aquel buscador infatigable de la felicidad, sólo al final de sus días, encontró que en su interior, en lo que podría compartir, en el tiempo que les dedicaba a los demás, en la renuncia que hacía de sí mismo por servir, estaba el tesoro que tanto había deseado.

Comprendió que para ser feliz se necesita amar; aceptar la vida como viene;
Disfrutar de lo pequeño y de lo grande;
Conocerse a sí mismo y aceptarse así como se es;
Sentirse querido y valorado, pero también querer y valorar;
Tener razones para vivir y esperar y también razones para morir y descansar.

Entendió que la felicidad brota en el corazón con el rocío del cariño, la ternura y la comprensión.
Que son instantes y momento de plenitud y bienestar; que está unida y ligada a la forma de ver a la gente y de relacionarse con ella; que siempre está de salida y que para retenerla hay que gozar de paz interior.

Finalmente, descubrió que cada edad tiene su propia medida de felicidad y que sólo Dios es la fuente suprema de la alegría, por ser Él: amor, bondad, reconciliación, perdón y donación total.

Y en su mente recordó aquella sentencia que dice:
“Cuánto gozamos con lo poco que tenemos y cuanto sufrimos por lo mucho que anhelamos”. Se feliz antes de que se te haga demasiado tarde.

Monseñor José Roberto Ospina Leongómez

jueves, 28 de octubre de 2010

Mi Testamento

Creo que tarde o temprano a todos se nos ha cruzado por la cabeza esa inquietud de lo que podemos dejar cuando partamos de este mundo. Pero más que bienes materiales, que pueden ser muchos o pocos, hay cosas más trascendentales que se quedarán y perdurarán mucho después a pesar de que ni siquiera seamos recordados por nuestros nombres pero si por nuestras acciones.

¿Alguna vez hemos pensado en el legado que vamos a dejar? ¿Aspiramos a que sea algo más que un inmueble que se deteriorará o un carro último modelo que llegará a ser algún día un vejestorio? ¿Algo más que dinero..? ¿Somos capaces de dejar algo más valioso que objetos?

El testamento es una expresión de nuestra voluntad que se aspira se cumpla más allá de nuestra ausencia, es una manera de seguir haciendo presencia por medio de los frutos buenos o malos que pudimos dar. Obviamente la mayoría aspiramos a entregar los mejores. Si te preguntan que aspiras a dejar en tu testamento, ¿qué dirías? ¡enseñanzas de vida!

Divagando un poco, el mío tal vez diría algo así:

Si llego a dejar bienes materiales espero que sean bien usados, no por lo que son sino por lo que se puede hacer con ellos. Ahí va la parte importante del legado que aspiro dejar: ese “saber usar” entraña muchas cosas, saber servir, formación de conciencia y de valores, convicción, coherencia de vida entre lo que dije creer y lo que viví.

Aspiro a superar mis miedos, que no son pocos y vencer mis preocupaciones; saber valorar las crisis que de una u otra manera me han dado enseñanzas contundentes y mostrado lo que puedo ser. Es importante recordar que el crecimiento personal se da en los momentos más duros y que ellos revelan esas fortalezas o debilidades que a veces ni siquiera imaginamos tener.

Quiero que se valore los lazos de sangre pero también es necesario reconocer que los de amistad pueden ser mucho más fuertes que aquellos porque simplemente no son impuestos sino creados en el corazón.

Quiero aprender a levantarme, a no consentir nunca que mi lugar esta en el suelo, y si para ello es necesario aceptar con humildad la ayuda que requiera o solicitarla, hacerlo. Muchas veces las fuerzas no alcanzarán, recuerda que el gran árbol empezó siendo semilla, que no se planta solo ni se vale de sí mismo en el 100% de su existencia… estando solo no se puede crecer.

Los mayores obstáculos son los mentales, pueden ser muy fuertes y macizos como un muro pero recordemos que nosotros los creamos y alimentamos dándoles poder.

La vida es más sencilla de lo que pensamos, simple, asombrosa y hermosa. No entiendo como dejamos que de un momento a otro alguien ponga en nuestra espalda cargas innecesarias y le suma a ella una complejidad que llega a desfigurarla por completo llegando incluso a ocultarle o quitarle su valor.

Me gustaría despertar conciencias, ayudar a que otros abran los ojos y que finalmente todos estrenemos nuestros cerebros.

¿Qué diría el tuyo?..

ÉXITOS PARA TODOS


jueves, 21 de octubre de 2010

La Historia de Cody McCasland

Minusválido, da. (Del lat. minus, menos, y válido). Dicho de una persona: Incapacitada, por lesión congénita o adquirida, para ciertos trabajos, movimientos, deportes, etc. U. t. c. s. (R.A.E.)
Muchas veces tendemos a dar las cosas por sentado, nos adelantamos a las situaciones y sin quererlo podemos crear o imponer barreras mentales, las peores de todas, para los demás. Además de la definición del comienzo tenemos otros ejemplos desalentadores de nuestra parte: pensamos que un ciego siempre va a necesitar ayuda para cruzar la calle porque no es capaz, que alguien que no tiene manos nunca podrá ser pintor, que un sordo no podrá bailar con ritmo, etc.

Otra situación es que menospreciamos a las personas que tienen algún tipo de limitación física o intelectual y los consideramos inferiores, como si fueran personas a medias o nulas y estamos seguros que su vida es un sufrimiento continuo y un castigo para sus padres.

Hoy les comparto la historia de un niño que nació el 2 de octubre de 2001 después de una cesárea de emergencia. Desde su gestación se detectó que ya padecía una enfermedad llamada genesia sacra que le provocó serias deformaciones en la columna y la cadera ,como la ausencia total de tibias y rodillas. Tuvo problemas en su nacimiento, era muy pequeño y no respiraba bien, por si fuera poco sería necesario someterlo a la primera de sus tantas cirugías tres días después de su llegada al mundo.

A la edad de 15 meses los padres de Cody, Mike y Tina, enfrentan un dilema: dejan las piernas intactas de su hijo para que viva en una silla de ruedas o se las amputaban para que use prótesis y darle la oportunidad de que pudiera movilizarse. Finalmente se deciden por la última.

A la fecha, Cody ha pasado por más de 15 cirugías, ha superado problemas respiratorios, óseos, auditivos y se le extrajo la vesícula biliar.

A pesar de su corta edad, este niño tiene algo que lo ha sostenido en este proceso, el apoyo incondicional de sus padres y una personalidad contagiosamente alegre que reta nuestros conceptos del estilo de vida de un “discapacitado”, “impedido” o “inválido”.

No se ha marginado de practicar deportes como atletismo, hockey, natación, ni tampoco de participar en competencias que buscan despertar la conciencia de la sociedad sobre las habilidades que las personas “minusválidas” pueden desarrollar.

Este pequeño es un claro ejemplo de lo importante que es romper las barreras y que “el secreto del fracaso es darle gusto a todo el mundo”

¿A la hora de la verdad no somos nosotros, los “normales”, los verdaderos discapacitados? Cortamos las alas a los demás porque no somos capaces de vencer nuestros propios impedimentos. Definitivamente nos falta corazón…

Ya concibo otra definición de Minusválido: Dicho de una persona que se hace incapacitada voluntariamente de manera que se bloquea a sí misma y a los demás. Se quita o se resta el valor que tiene y cierra las puertas a las oportunidades o circunstancias que pueden ayudarlo a ser grande, a superarse y de paso hace menos a los demás. (Vero Cohen)

EXITOS PARA TODOS

Gracias a Ana María G. por enviarme las fotos de Cody. Realmente inspiradoras.

jueves, 14 de octubre de 2010

Celebrando la vida, celebrando a los mineros.

El pasado 5 de agosto de 2010, en Copiapó (Chile) se produjo un derrumbe en la Mina de San José dejando atrapados a 33 mineros. 17 días después de esta tragedia y por esas “casualidades” de la vida, una de tantas sondas enviadas para buscar señales de vida regresó a la superficie con un papel amarrado en el que se decía que todos estaban bien.

Así las cosas, se inició la operación de rescate San Jorge. Varias empresas privadas y países ofrecieron su apoyo y ayuda efectiva para lograr una tarea titánica, rescatar a 33 hombres sepultados a 700 metros de profundidad. Las primeras estimaciones calculaban que para diciembre se podría llegar al lugar donde se encontraban.

Finalmente, contra los pronósticos que se habían calculado, el 12 de octubre del mismo año en horas de la noche se inicia la extracción del primero de los mineros y se concluye con la de su líder natural en la noche del 13 del mismo mes.

Sin lugar a dudas el Gobierno de Chile, en cabeza de su presidente Sebastián Piñera y el Ministro de Minas Laurence Golborne, hicieron una operación impecable y bien organizada. No hubo aspecto que descuidaran, el campamento de los familiares, la organización de los medios de comunicación, la fibra óptica que permitió el contacto de los mineros con la superficie (recordemos que uno de ellos pudo ver el nacimiento de su hijo), su alimentación, la construcción de tres cápsulas, socorristas enviados a la mina, los lentes especiales para que la luz natural no lastimara sus ojos, atención médica, etc., mostraron lo mejor que tiene el ser humano.

Este calvario que duró 70 días sacó a relucir la solidaridad, la diligencia, la prudencia, el deber de salvar la vida de otras personas a pesar de las circunstancias “imposibles”, el no poner de excusa los gastos que esto generaría, la unión no solo del pueblo Chileno sino de varias naciones del mundo, la alegría del planeta, que como yo, pudimos ver en vivo y en directo por TV o Internet el nuevo nacimiento de cada uno de estos 33 hijos, hermanos, padres, esposos…

Quiero compartir un artículo en una página Chilena que me ha llamado la atención y quiero hoy publicar:

Los 10 momentos más memorables del rescate de los 33 mineros

SANTIAGO.- Aunque el rescate de los 33 mineros de la mina San José se regía por un estricto protocolo de principio a fin, durante las cerca de 23 horas que duró la histórica operación se produjeron llamativas situaciones, con diferentes matices, que vale la pena recordar.

Entre la tensión del primer ascenso y el ambiente cada vez más distendido a medida que avanzaba con éxito el rescate, la señal oficial captó numerosos momentos emotivos, tensos y, por supuesto, las infaltables tallas y chascarros.

Aquí recopilamos los diez mejores instantes del rescate.

Revise los 10 hitos de la histórica jornada:

Los momentos históricos: Si bien todo el rescate de los 33 mineros conmovió a Chile y al mundo, hubo dos momentos que acapararon la mayor atención y serán especialmente recordados: El primer y el último ascenso. Estas complejas tareas fueron protagonizadas por Florencio Ávalos y Luis Urzúa, escogidos por su habilidad y don de mando, respectivamente. Ávalos destacó por su valentía y temple, al ser el primer minero en probar la cápsula, mientras que Urzúa no sucumbió a la ansiedad y desató uno de los momentos más emotivos de la jornada al llegar a la superficie.

El momento más divertido: El mejor remedio para aliviar la tensión del rescate fue una cápsula de Mario Sepúlveda. El carismático minero-presentador se lució en horario prime, sacando carcajadas desde antes de salir a la superficie, cuando gritaba desde el ducto "¡Sáquenme de aquí!". Al llegar, se lució con una batería de bromas. "Se pasaron mijitos" (a los rescatistas) y "Puta, jefazo" (a Golborne) fueron algunas de sus celebradas frases. Finalmente, corrió hasta el público y dirigió un eufórico "Ceacheí", antes de que los médicos lograran ponerlo en una camilla.

El momento más tenso: Invitar a su esposa y a su nueva pareja para que lo fueran a esperar juntas no fue la mejor idea si Yonny Barrios pretendía pasar desapercibido. Pero por no querer perder pan ni pedazo, finalmente todo el país -y el mundo- se enteró de sus "líos de falda". La molestia de su esposa, quien anunció que no iría a recibirlo porque iba la otra mujer, hizo que todos estuvieran atentos a cómo se comportaría con su nueva compañera. Si bien ésta se agarró de su cuello y lloró efusivamente, Barrios se notó un tanto incómodo y evitó dar mayores muestras de cariño ante las cámaras. Ni siquiera la besó en la boca.

El momento de la hermandad: Aunque el Presidente Evo Morales no pudo estar presente en el rescate, de todas formas el boliviano Carlos Mamani se sintió "como en casa" tras salir de las profundidades de la mina. Tanto su familia como las autoridades chilenas, lideradas por Sebastián Piñera, se encargaron de recibirlo portando banderitas del país altiplánico. Para coronar el histórico momento de hermandad, tras salir, el minero imitó el gesto del "Matador" al arrodillarse y elevar su dedo índice al cielo en señal de triunfo.

Los momentos "de pasión": El fútbol desplazó por momentos a las esposas en el corazón de los mineros durante el rescate. Apenas salió a la superficie, el ex futbolista Franklin Lobos mostró sus habilidades con un balón. Pero no fue el único que expresó su amor por la "pasión de multitudes". Jimmy Sánchez, Omar Reygadas y Claudio Acuña fueron algunos de los que manifestaron a viva voz su fervor por la "U" y Colo Colo. Cuento aparte fue el que protagonizaron los rescatistas de "El Teniente" al final del operativo, quienes sorprendieron con un fuerte grito alentando al equipo de su zona: O'Higgins.

El momento más espiritual: Lejos de las histriónicas "performances" de algunos de sus compañeros, Mario Gómez (63), el más veterano de los mineros, protagonizó uno de los momentos más espirituales de la jornada. Pese a su delicado estado de salud y tras abrazar a su mujer Lilian -a quien envió la romántica primera carta desde el fondo de la mina-, el trabajador se arrodilló y comenzó a orar, logrando varios segundos de silencio en medio de la euforia del rescate. Luego le pusieron una mascarilla de oxígeno.

El llanto más potente: El llanto fue la muestra más evidente de la emoción que provocó volver a ver a los mineros después de estar 69 días bajo tierra. Y si bien las lágrimas del hijo de Florencio Ávalos, el primer rescatado, lograron conmover, el llanto de la hija de 2 años de Claudio Acuña rompió los récords en decibeles. Bastó que su padre descendiera de la cápsula para que empezara a llorar y pedirle a su madre, a gritos, que se fueran de ahí. Ni el fuerte abrazo de su papá calmó a la pequeña, que sólo clamaba: "¡Vamos, vamos!" .

Las mejores tallas: Era que no. El autor de las mejores tallas fue Mario Sepúlveda, quien deleitó a rescatistas y autoridades. Una de las más celebradas fue cuando pidió "una silla de ruedas" para su risueña señora, Elvira, anticipando su reencuentro. Pero Yonny Barrios, el "enfermero", no se quedó atrás. Antes de ascender en la cápsula se le oyó decir: "Aer, quien el dostor?".

Los mejores chascarros: Como ya es tradición, no podía faltar un chascarro de Piñera para amenizar la jornada. Y ocurrió nada menos que tras el ascenso del primer minero, Florencio Ávalos, cuando expresó su alegría por el rescate de "Florencio Ceballos". El imparable Mario Sepúlveda también aportó en esta categoría, cuando saludó al propio Piñera, llamándolo "Presidenta". Ante el error, el Mandatario le dijo: "¿Cómo que Presidenta?", a lo que Mario respondió: "Perdón Presidente, es que no lo conocí".

Los mejores souvenir: La última de Mario Sepúlveda.

Luego de salir de la cápsula y preguntarle a los rescatistas cómo se encontraban, comenzó a sacar de un bolso tipo morral unas piedras que trajo desde el fondo de la mina, las que empezó a repartir entre rescatistas y autoridades a modo de recuerdo. Ariel Ticona, el penúltimo minero en ser rescatado, también traía un souvenir. A modo de trofeo, el encargado de comunicaciones en el fondo del yacimiento exhibió el teléfono que los mineros usaron durante todo este tiempo para comunicarse con la superficie.

* Bonus track: Los más aperrados: Aparte de los 33 mineros, que resistieron 69 días atrapados, y de los 5 rescatistas que descendieron hasta el fondo del yacimiento, merecen una mención especial el ministro de Minería, Laurence Golborne, y el jefe del rescate, André Sougarret, quienes mientras duró el operativo permanecieron "al pie de la cápsula" y no durmieron para recibir a cada uno de los 33 mineros y hasta al último de los rescatistas.


miércoles, 6 de octubre de 2010

Amor, Sexo, Mentiras y Vídeo

Indiscutiblemente hoy en día la sexualidad ha sido despojada de ese velo que le tenían nuestros padres y abuelos, de esa visión mojigata y anticuada que la hacía ver como algo sucio y pecaminoso. La verdad es que no debe ser considerada de esa manera.

Ahora te pregunto ¿qué es lo más importante que tienes en tu vida?, ¿qué es aquello que si no tienes no podrías vivir? ¿Qué es lo que necesitas para realizarte como persona a plenitud?.. Sencillo ¡TÚ MISMO!

No eres un simple cascarón o un objeto cualquiera, eres alguien que tiene un alma y un cuerpo, eres alguien de contenido, de peso y sobre todo de trascendencia, alguien que es capaz de sentir y por tanto una persona que merece respeto por ser digno.

En una mayor o menor medida, TODOS tenemos esa necesidad de ser aceptados por los demás y eso esta bien, es algo que va con nuestra naturaleza humana, pero esa aceptación no puede depender de la moda o una tendencia de la sociedad, del qué dirán o de la presión de grupo. La aceptación que necesitamos no puede ser en contra de nuestra originalidad, de ese sello particular que nos caracteriza y mucho menos contra nuestras creencias y convicciones.

Si así fuera, hombres como Mahatma Gandhi, Martin Luther King, Alberth Einstein, no habrían hecho historia porque habrían seguido como ovejas al matadero lo que dictaba la mayoría en el momento, por ejemplo el racismo, la xenofobia y la persecución.

Volviendo al tema de la sexualidad, pienso que hoy en día se ha desvirtuado el valor del cuerpo y se ha puesto por encima el deseo. Por quedar bien con los demás dejamos por el suelo lo que realmente vale la pena.

Hay entidades que se encargan de promover la "sexualidad responsable" unicamente con métodos anticonceptivos, muchos de ellos microabortivos; es así como hay una tendencia "moderna" en la que se tergiversa el sentido de la sexualidad, y la responsabilidad ya no se traduce en tener sentimientos, conciencia y valores bien formados sino que se reduce mediocremente en el uso de un condón o la pastilla del día después.

La verdadera responsabilidad no esta en el uso de algo externo sino en lo que llevamos y sentimos por dentro, la manera en que proyectamos lo que somos al exterior sin dejar de ser quienes somos.

Miremos como ejemplo las políticas de "educación sexual" (que curiosamente no enseñan nada de como aprender a amar o amar mejor) que se dan en colegios... ha disparado las ETS y los embarazos en adolescentes. Eso solo demuestra que los seres humanos necesitamos más FORMACIÓN que información; se le esta dando prelación a las consecuencias y no a la persona. La directriz "el secreto del fracaso es darle gusto a todo el mundo" es más palpable que nunca y es por eso que la sociedad va en decadencia.

Les dejo los vídeos de una conferencia titulada “Amor Sin Remordimiento” dirigida por una pareja a una escuela secundaria. Es amena, real, descaradamente sincera pero sobretodo muy humana y centrada. EXITOS PARA TODOS







miércoles, 29 de septiembre de 2010

Hacer la diferencia

¿Será acaso la medida de nuestras metas el reflejo de nuestra grandeza?

La tendencia en el mundo de hoy nos muestra que alguien considerado exitoso es aquel que tiene grandes logros, de esos que son vistosos, que despiertan la envidia de los demás y si esto va acompañado de dinero ¡mucho mejor!.. pero esto no refleja a una persona íntegra, una que se ha cultivado por dentro.

Para ser grande hay que tener metas grandes, de lo contrario seremos mezquinos, pero ¿qué es una meta grande?

Considero que es aquella que nos abre horizontes, que nos enriquecen espiritualmente. Tal vez los resultados no serán numerosos u objeto para ostentar cada uno de ellos, pero si harán una diferencia. Quizás en apariencia sea pequeña o tachada de insignificante por la cantidad pero los frutos pueden ser impresionantes.

Hay metas que parecen pequeñas pero que solo un verdadero visionario puede distinguir y darle esa trascendencia que nadie más ha observado.

Muchas veces medimos nuestros resultados por la cantidad pero NO por la CALIDAD. Les dejo una pequeña historia para reflexionar:

“La estrella de mar”

Cierto día, caminando por la playa reparé en un hombre que se agachaba a cada momento, recogía algo de la arena y lo lanzaba al mar.

Al acercarme, me dí cuenta de que tomaba de la arena estrellas de mar y una a una las arrojaba de nuevo al océano.

Intrigado, lo interrogué sobre lo que estaba haciendo, a lo cual me respondió:

-Estoy lanzando estas estrellas marinas al océano. Como ves, la marea es baja y estas estrellas han quedado en la orilla si no las arrojo al mar morirán aquí en la arena.

- Entiendo, le dije, pero hay miles de estrellas de mar sobre la playa. No puedes lanzarlas a todas, ¡son demasiadas! Además esto sucede en cientos de playas, lo que usted hace no tiene sentido.

El hombre se inclinó y tomó una estrella marina y mientras la lanzaba de vuelta al mar me respondió:

- ¡Para ésta si lo tuvo!

EXITOS PARA TODOS